ANDALUCÍA ES EL TERRITORIO MEJOR POSICIONADO PARA ACOGER EL CENTRO DE EXCELENCIA EN UAVs DE EADS

 

¿Qué valoración puede hacer de las cifras del sector en el ejercicio 2009, con unos resultados positivos a pesar del actual contexto económico?

La valoración de los datos, como no puede ser de otra manera, es muy positiva. El sector ha incrementado la facturación de manera significativa, también ha crecido en empleo, con crecimientos del 8% y el 16% respectivamente en un entorno muy desfavorable, en una coyuntura en la que prácticamente todos los sectores en Andalucía han retrocedido. Y más allá de estas cifras, hay indicadores globales, en mi opinión, todavía más positivos, como el aumento de la competitividad y el crecimiento de la industria auxiliar. Estos datos vienen a confirmar que Andalucía se ha consolidado ya como segundo polo aeronáutico del país, con un peso específico en el total, muy por encima de lo que nos correspondería si miramos otros parámetros, como el territorio o la población. Prácticamente somos un cuarto del total nacional del sector aeronáutico, con un crecimiento sostenido en el tiempo y con buenas expectativas de futuro.

Si hiciéramos un análisis DAFO del sector a la luz de estos y otros datos del Informe de Aertec para la Fundación Hélice, ¿cuáles serían a su juicio las principales debilidades y fortalezas de la industria aeronáutica andaluza?

El sector tiene dos o tres debilidades muy claras, que son las que hay que combatir. La primera, una dependencia muy importante de un único cliente, Airbus. Hemos estado trabajando junto a las empresas de manera importante en los últimos años para fomentar la diversificación y, de hecho, ya en el último informe de la Fundación Hélice se aprecia un crecimiento significativo en la facturación a otras tractoras como Boeing, Embraer o Bombardier, aunque es evidente que queda mucho por hacer y que nuestro gran cliente sigue siendo, hoy por hoy, EADS. La segunda debilidad más importante es el pequeño tamaño de nuestras empresas, que merma la competitividad y hace que, de alguna manera, no puedan optar a grandes paquetes de trabajo. También estamos luchando firmemente para potenciar y propiciar alianzas que de alguna manera hará que se aprovechen las sinergias entre las distintas empresas. Y en este sentido, el ejemplo claro es el de Alestis, una empresa que es la suma de varios centros de trabajo, talleres.., que hacían muy bien su trabajo pero con una dimensión muy reducida todos ellos. Se ha buscado una gran alianza donde conviven un socio industrial, que ha aglutinado todas sus factorías y todos sus talleres; socios financieros y un socio institucional. Yo creo que es un buen modelo de lo que puede ser el futuro y no es el único ejemplo desde luego.

Hay otras empresas también en Andalucía muy importantes que han comprado empresas más pequeñas y que están haciendo una labor extraordinaria como punta de lanza del sector, como Tier Two, ganando en tamaño para ganar en competitividad y poder acceder a paquetes importantes y a otros mercados que a los que no podrían llegar de otra manera. Ese es el camino. ¿Qué se está haciendo desde la Dirección del Sector Aeronáutico de la Agencia para combatir estas debilidades y potenciar las fortalezas del sector?

Lo que hemos estado haciendo y hacemos es crear el entorno propicio y poner a su disposición herramientas de apoyo financiero que permita a las empresas ganar tamaño y competitividad, afrontar el proceso de internacionalización, etc.. Primero, como le digo, poniendo al servicio de las empresas todas las herramientas posibles, que son muchas, para que puedan crecer y puedan participar en ese tipo de alianzas, con todos nuestros sistemas de incentivos, directamente de la Agencia, con Invercaria, con la Corporación Tecnológica, con la Red de Apoyo a Emprendedores, … Ahora hemos lanzado también toda una serie de fondos totalmente reembolsables que con la coyuntura actual y la dificultad de obtener financiación de las entidades financieras, van a aportar aire para que las industrias puedan respirar y puedan hacer el paso de esta situación difícil. También hemos dotado al sector de las mejores infraestructuras empresariales y de innovación: dos parques tecnológicos, un Centro de Empresas, el CATEC, centro tecnológico puntero, una institución como Fundación Hélice para potenciar las acciones de internacionalización, alianzas, modernización, de todo el clúster…

¿Percibe usted una mentalidad abierta y una predisposición al cambio en el empresariado del sector que le permita, precisamente, aprovechar todas estas infraestructuras y medidas de apoyo que se han puesto en marcha?

Yo creo que el aeronáutico es un sector bastante dinámico y que los empresarios saben desde hace mucho que tienen que adaptarse a las nuevas realidades y a un entorno tremendamente cambiante. Es un sector donde existe muchísimo cambio, mucha innovación y, o te adaptas, o pereces por el camino. Y eso creo que lo han entendido perfectamente los empresarios de este sector, por eso nuestra apuesta es además tan importante, porque hay una respuesta clara y una voluntad importante de mejorar, de ganar… Tal vez hayan empezado en esta senda, como en otros sectores, las empresas de mayor tamaño, haciendo una apuesta y una labor de locomotora ejemplar, y eso va calando hacia abajo y acabará llegando a las más pequeñas.

En los últimos días circulan rumores insistentes sobre retrasos en la inauguración y puesta en marcha de la Planta de Alestis en Puerto Real, prevista para estas fechas, debido a demoras en el A350. ¿Teme en algún caso por el futuro de ese contrato o por un retraso que afecte el rumbo y perspectivas de la compañía?

Creo que hay cierta confusión al respecto. La planta está prácticamente terminada a falta de concluir el equipamiento y para entrar en funcionamiento no tiene que esperar a que lleguen los encargos del A350. Me explico: esa planta no tiene una unidad por ella misma, no es algo separado en Alestis, sino que se integra dentro una estrategia empresarial donde se van a repartir las cargas de trabajo de la manera más eficaz, de modo que la planta va a empezar a funcionar con independencia de que haya algún retraso en el A350, retrasos que por otro lado, no creo que vayan a ser significativos.

También se ha hablado mucho y es un tema recurrente del deseo y aspiración de empresas de empresas andaluzas, en grupo o aisladamente, de entrar en el accionariado de Alestis. ¿Ha habido alguna vez sobre la mesa del Consejo de Administración de la compañía una propuesta en firme?

Ciertamente no. Realmente Alestis tiene unos socios que son sólidos, su capital esta bien distribuido y, como siempre hemos mantenido, no está cerrado a nuevas incorporaciones. Pero tendría que llegar una oferta en firme de empresarios andaluces con una voluntad decidida y con el capital necesario. Y creo que Alestis sería lógicamente receptiva a esa oferta, aunque es evidente que Alestis tiene varios socios y cada uno tiene su opinión respecto a la composición del accionadirado, pero al final hay un objetivo común de consolidar en Andalucía un Tier One de primer orden y yo creo que si esa ampliación de capital viene a reforzar ese proyecto, sería bien vista. Pero ya le digo, al día de hoy no ha llegado. Cuando llegue, por supuesto que la estudiaremos.

Tenemos en Andalucía ya tres Tier One: Alestis, en el que tiene participación la Junta de Andalucía; Aernnova, empresa vasca que está en Aerópolis, y ahora Aciturri (Castilla y León), que con la compra de Aerosur entra en Andalucía. ¿Puede esperar el sector de Alestis un trato diferente o más favorable en algún sentido en cuanto a contratación ? Es decir, además de operar como es lógico con criterios de mercado, ¿operará Alestis con algún otro criterio que permita revertir esa inversión en Andalucía?

Alestis es una compañía creada en clave andaluza y en todas sus decisiones tiene en cuenta esta circunstancia. Lógicamente, tiene que hacer compatible esta cuestión con parámetros de rentabilidad empresarial, pero todo es posible. Más concretamente, Alestis tiene como prioridad en su actuación fortalecer una industria auxiliar andaluza que sea sólida y capaz, tanto en términos tecnológicos como financieros. Y para seguir avanzando en este compromiso se van a mantener contactos entre Alestis y las empresas del sector en la propia Fundación Hélice, donde se transmitirá toda la información necesaria sobre subcontratación para que el sector conozca de primera mano la estrategia de la compañía y pueda posicionarse de manera eficaz, ganando cada vez más cuota de contratación.

Sobre el otro programa clave para el sector en Andalucía en los próximos años, el A400M, qué información tiene por parte de EADS sobre su evolución y posible repercusión para las empresas andaluzas de los retrasos que ha ido acumulando?

nosotros tenemos un contacto muy fluido con el EADS, que nos informa en efecto de cómo va el programa. Concretamente, el último contacto lo hemos tenido hace algunos días, y el programa industrialmente va bien, están volando ya tres de los aviones, es cierto que hubo un problema con los controladores, pero está ya solucionado, y en breve espero que podamos ver volando por Sevilla de nuevo el avión. Hay también algún tipo de retraso en los pedidos porque con la situación actual algunos se habían replanteado sus aportaciones al programa, pero ese no va a ser algo que lo condicione en sí mismo, a lo mejor podrá influir en la globalidad o en qué dimensión va a tener y en qué carga y en qué número de aviones finalmente se van a hacer. Creo que podemos ser optimistas porque el proyecto es muy ilusionante y va a traer a Sevilla y a Andalucía gran cantidad de trabajo y de desarrollo económico. Hay otro proyecto muy importante para Andalucía, el Centro de Excelencia en UAVs de EADS, del que podríamos tener noticia en breve, y que nos posicionaría definitivamente a nivel mundial en un área estratégica y de futuro.

Desde FADA-CATEC y desde la propia Dirección Aeronáutica de la Agencia se ha estado trabajando intensamente para que ese Centro se quede en la Comunidad. ¿Tenemos motivos para creer que esa instalación vendrá a Andalucía?

Llevamos trabajando muchísimo tiempo en Aviones no Tripulados porque entendemos que es una oportunidad de futuro muy importante, cada vez se realizan más vuelos, tanto civiles como militares con UAVs y el futuro, o al menos una línea importante de negocio en este sector, va por ahí. En Andalucía, desde el sector público como desde el sector privado y desde la Universidad se han ido poniendo en marcha proyectos que son hoy magníficas realidades, como el Atlas, en la provincia de Jaén. Todo este know how de tantos años lo estamos aprovechando con el apoyo del InTA para que el Centro de Excelencia pueda venir a Andalucía, concretamente a Arenosillo, porque creemos además que es la ubicación ideal, pues las instalaciones del InTA pueden darle soporte, no partimos de cero; el espacio es el idóneo, porque tiene salida al mar, y por tanto es más fácil hacer una segregación del espacio aéreo y que puedan transitar los UAVs sin ningún problema; tenemos además a los mejores profesionales e investigadores, tanto en la Universidad de Sevilla como en AICIA, en empresas como Elimco, en el CATEC… En definitiva, tenemos la infraestructura y la ubicación idónea, el apoyo institucional y la capacidad de abordar el proyecto y la verdad es que la línea de colaboración y trabajo con EADS en los últimos años ha sido muy intensa, y creo que todos estos factores serán muy bien valorados por la compañía. Si acaso en estos momentos, debido a la situación económica actual, puede haber cierto retraso en la decisión de EADS, pero no me cabe duda de que Andalucía es el territorio mejor posicionado para acoger este proyecto. Me gustaría terminar con una reflexión sobre la necesidad de potenciar la formación profesional en el sector.

Tenemos formación aeronáutica de primer nivel univesitaria y de postgrado y tenemos también, en el otro extremo, muchos cursos impartidos por agentes sociales, Consejería de Empleo, por las propias empresas, etc… pero el sector echa en falta Formación Profesional reglada. ¿Hay conversaciones con Educación al respecto? ¿Hay definido algún tipo de Plan o Estrategia para mejorar la oferta de titulaciones y plazas?

Ciertamente, como dice, la Formación Superior la tenemos muy bien cubierta y también es cierto que a pesar de ese déficit de Formación Profesional reglada se han ido dando pasos en los últimos años –ya tenemos un Grado Superior en Córdoba, en Mantenimiento, y está muy avanzado el proyecto de crear uno de Aviónica– aunque quizás no se ha avanzado todo lo que el sector necesita y hubiera deseado. Pero estamos en conversaciones constantes con Educación, lo que ocurre que en estos momentos las cosas no pueden ir tan deprisa como nos gustaría. Igual que hemos expresado también que si el eje aeronáutico andaluz es Sevilla-Cádiz tendría parece lógico que en ese entorno hay una oferta importante de plazas de FP. Pero es costoso y estamos en una coyuntura complicada, donde abordar infraestructuras nuevas es difícil. no obstante, le insisto en que desde la Agencia hemos hecho y estamos haciendo una apuesta importantísima por el sector. Fíjese que en breve inauguraremos el Centro de Simuladores, una infraestructura potentísima para el sector, ubicada en Sevilla, en Andalucía, que va a traer a un montón de profesionales de todo el mundo. Y es una apuesta de verdad muy importante y ejemplo magnífico de colaboración público-privada. También tenemos ya en marcha el Aeronautic Supplies Village, el Centro de Investigación Aeronáutica, que se va a convertir en el edificio emblemático de Aerópolis … Con todo esto, lo que quiero subrayar es que la apuesta de infraestructuras y de inversiones para el sector que se está haciendo en Andalucía en una coyuntura que no es la mejor. Y se hace lógicamente porque creemos firmemente en su capacidad de motor para el crecimiento económico.

¿Qué valoración puede hacer el grado de ocupación y colmatación de Aerópolis? ¿Hay prevista una amplación del parque a medio plazo?

Ya tenemos implantadas 41 empresas en el Parque y espacio queda realmente muy poco. Está colmatado en torno a un 90% o más. La ampliación es un tema que se está abordando lógicamente, con tiempo y con serenidad porque son procesos largos en el tiempo. Pero ya hemos tenido reuniones con el Ayuntamiento de La Rinconada y con la Diputación de Sevilla. no digo que la ampliación sea un proyecto a corto plazo, pero sí que se está ya hablando y trabajando en ello.

¿Y repecto a TecnoBahía y, más concretamente, a Trocadero?

TecnoBahía no es un espacio como Aerópolis, que es exclusivo para el sector, pero ciertamente tiene una implantación también muy importante de empresas aeronáuticas y está también prácticamente colmatado. Estamos ahora por tanto trabajando para desarrollar Trocadero conforme a un modelo lo más atractivo posible para el sector. La planta de Alestis será sin duda motor importante de atracción, pero realmente estamos todavía viendo cómo recuperar de la mejor forma posible todos los terrenos de la antigua Delphi, y hacer un desarrollo lo más integrado posible, porque realmente estos terrenos tienen una magnífica ubicación.