06.00: Comienzan los preparativos para el vuelo inaugural del A400M a cargo del equipo de pista de la planta de San Pablo. La tripulación llega a las instalaciones y se preparan para tomar posiciones. El avión se encuentra listo para el inicio de las pruebas y duerme desde la tarde anterior con el repostaje de combustible incluido.

08.00: Los pilotos e ingenieros del primer vuelo del A400M ocupan sus puestos en el avión y empiezan las comprobaciones iniciales de los diferentes sistemas de ensayo, en coordinación con el mando de control. Los cuatro gigantescos motores del A400M se ponen en marcha.

9.50: Tras realizar las confirmaciones pertinentes en tierra, el A400M echa a andar con algunos minutos de retraso del horario previsto hasta las pistas del aeropuerto de Sevilla, donde espera la orden para realizar el ansiado despegue. La expectación es máxima entre todos los asistentes al acto.

10.15: El A400M por fin realiza su despegue justo en la pista situada delante de la FAL de San Pablo, donde recibe el aplauso y calor de autoridades, invitados y prensa. Por delante restan tres horas de vuelo y unos 300 kilómetros de recorrido por el cielo de Andalucía, Extremadura y Portugal.

11.15: Rueda de prensa a cargo de Fernando Alonso, director de ensayos de Airbus Military y del A400M, quien informa a los medios de comunicación que todo ha marchado bien durante el despegue. Sin embargo, prefiere no echar las campanas al vuelo hasta el aterrizaje definitivo.

13.00: Es la hora prevista de llegada del A400M pero se anuncia un retraso debido a las pruebas y ensayos adicionales que se vienen realizando durante el vuelo del avión. La organización decide enseñar las instalaciones de la FAL al Rey Don Juan Carlos.

13.50: Llega el más esperado momento y el A400M irrumpe de nuevo el cielo de Sevilla realizando una silenciosa pasada por delante de la FAL, despertando el aplauso y la alegría de todos los presentes, en especial los trabajadores de la planta.

14.02: El A400M realiza el definitivo aterrizaje en el aeródromo hispalense, con una toma de tierra perfecta que sorprende hasta a los más entendidos en la industria aeronáutica. El vuelo tiene una duración final de 3 horas y 47 minutos.

14.20: El avión entra en la planta de San Pablo y circula por delante de las gradas de las autoridades y los invitados al acto. Los pilotos saludan con el pulgar hacia arriba como símbolo del buen comportamiento del A400M durante vuelo.

14.35: Después de dar media vuelta para saludar a los cientos de empleados de la factoría de San Pablo y situarse justo enfrente del graderío, el A400M para sus motores. El vuelo inaugural finaliza con un rotundo éxito.